seco_por_fin

7 01 2011

Os comento… en el viaje que hice desde Speyer, Alemania, hasta Santiago de Compostela en bici tuve una mala experiencia. Piés mojados. De primeras me llevé una funda resistente al agua de la marca Vaude. Era carísima y bueno prometía el oro del moro porque después nada de nada. Si chispea te valen pero si llueve durante horas te empapas.

Así que en la Chaux-de-Fonds, en Suiza, cuando no podía resistir más el frío que tenía en los piés literalmente mojados, me dediqué a buscar alguna solución en tiendas de montaña especializadas y en tiendas de deporte. No encontré nada y únicamente en una tienda de montaña, en Vertical Passion, amablemente me aconsejaron y dieron las referencias de otra tienda muy especializada en equipamiento para ciclistas a la que el hombre tuvo el detalle de llamar y preguntar por lo que necesitaba. Cuando me dijo que sí tenían algo me fui todo ilusionado a esa otra tienda, Seven Sports, de bicicletas. Estaba al otro lado de la ciudad y por cierto que es una ciudad grande, muy alargada en su distribución. Resulta que cuando llegué me encontré con que lo que me ofrecían eran unas fundas para las zapatillas de Shimano mucho peores que las que tenía yo de Vaude por 80Euro. Me quedé helado… y por supuesto sin saber qué hacer porque desde luego no las iba a comprar.

El caso es que cuando salí de la tienda se me ocurrió entrar a un almacén de zapatos que había justo en frente, A. Haille, y bueno, compré unas botas de agua de las de toda la vida. Me costaron 15Euro y aunque pasaría frío al menos sabía que tendría los piés secos. No os imagináis lo poco prácticas que son: no entran en los calas, no ofrecen ningún aislamiento térmico, no están sujetas al pie, al contrario todo el pie se mueve dentro de la bota… en fin, un desastre aunque eso sí, al menos iba seco, porque tampoco sudé mucho, que hacía frío y demás, que si no… ya que tampoco transpiran nada, etc.

La cuestión es que en Ginebra descubrí esto:

Efectivamente, calcetines de lana de merino con una membrana impermeable y un tejido exterior que proporcionan calor, aislamiento térmico, protegen del agua y transpiran. ¡Increíble! No los pude comprar porque el domingo por la mañana cuando los vi en el escaparate de la tienda, esta estaba cerrada y desde entonces en cada pueblo o ciudad por el que pasaba preguntaba por calcetines de esos sin resultado.

Se trata de calcetines SealSkinz. Lo mejor de lo mejor en el mercado.

Y esta vez los reyes se han portado y por fin los tengo. Son increíbles al tacto y la sensación es alucinante pues no sientes que hay una membrana sino lana de merino suave y cálida. Puedes meter el pie en el agua y sigue seco. Da igual que se te mojen las zapatillas: llevando estos calcetines y tu pantalón de lluvia estarás siempre seco. Son mejores que las zapatillas de GoreTex u otras membranas aislantes, que las hay, porque con ellas el agua entra por arriba, por el tobillo y lo de llevar botas en una bicicleta, que sería la otra solución, os puedo asegurar que es muy incómodo.

Ahora con estos SealSkinz MidLight y los IceBreaker Skier+ Alpine ya tengo lo necesario para cualquier viaje, bien llueva o haga frío… de momento para el de Andalucía que toca en abril y no tener que preocuparme por si se me mojan los piés. ¡Es fantástico!.


Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: